el blog de
15 Abr

Los recursos humanos en las pymes y medianas empresas

Publicado: 15 Abr 2018 / Sin categoría / 4 Comentarios

Mi colaboración en un programa de televisión me desafía a sintetizar y exponer ideas en apenas 15 minutos que habitualmente hago en varias horas. Todo un reto que tiene una enorme ventaja: nos quedamos con lo esencial.

Mi aportación en este artículo subraya las ideas que podemos exprimir de los grandes autores de management – los clásicos – y qué aplico con mis clientes actuales que quieren mejorar la forma de dirigir en sus negocios.

Las cuestiones que se trataré por tanto son:

¿Cuáles son los puntos de atención en una organización para que funcione bien?

¿Por que fracasan lo equipos?

¿Qué puede hacer un manager y un directivo para mejorar?

Cuando Aurora heredó la empresa familiar se encontró ante una situación buena, financieramente sana y en crecimiento. Un equipo ilusionado y alineado con la filosofía. Y sobre todo con enormes expectativas positivas ante su llegada. Todo un lujo porque las envidias y los celos suelen salir de la caja en muchas empresas ante la llegada de un nuevo superior jerárquico.

Con sus ansias de mejorar aun en esta buena situación se propone revisar estos 12 puntos-áreas de su compañía. Toma unos días de reflexión y esfuerzo intelectual. También horas de escucha de su equipo pero siempre focalizando su atención en:

  1. 1. El propósito
  2. 2. Las reglas de trabajo
  3. 3. Cómo son la calidad de las conversaciones
  4. 4. La confianza
  5. 5. Cómo son las reuniones
  6. 6. Cuál es el estilo según cómo dirigen los mandos intermedios
  7. 7. Cómo se solucionan los conflictos
  8. 8. El reparto de roles
  9. 9. La diversidad
  10. 10. La responsabilidad y el compromiso
  11. 11. De lo “que no se habla”
  12. 12. La relación entre departamentos

Cuando Iván promocionó en su organización empezó a liderar personas. Concretamente tenía un equipo de 14 colaboradores. La dueña de la empresa le advierte que las cosas no están bien. Las métricas no acaban de estar a la altura. Iván dedica unas semanas a cinco factores que sabemos explican porque la mayoría de los equipos fracasan (fracaso aquí es igual a no cumplir las metas cuantitativas y cualitativas de la empresa)

  1. 1. El nivel de formación y entrenamiento que tienen los profesionales
  2. 2. La calidad de las reuniones. Llenas de silencio , con enormes pérdidas de tiempo y tensiones constantes.
  3. 3. Conflictos entre las personas no clarificados explícitamente. Ausencia de espíritu de negociación colectiva y de aceptación del otro.
  4. 4. Falta de recursos.
  5. 5. Mala distribución de roles y tareas. Cómo el mal reparto de trabajo genera una falta de calidad en el rendimiento.

Aurora e Iván, en dos empresas distintas y contextos muy diferentes se han puesto manos a la obra. Los 12 puntos de observación en un equipo le permitirá observar lo importante. Las fisuras del equipo. Los 5 aspectos de fracaso de los equipos dificultan el cumplimento de la misión de la empresa. Vigile y enseñe a su equipo a ser autónomo en la solución de estos desafíos.

Cuando me preguntan por dónde empezar cuando las cosas no acaban de ir del todo bien y quiero mejorar la respuesta no es nada sencilla. Me arriesgo a decir que tener estos puntos en cuenta puede cambiar radicalmente el devenir de un equipo. Lo he sentido en multitud de equipos.

  1. Dé voz a su equipo. Hágales protagonista. Escuche sus necesidades y expectativas. Pregúnteles sobre el futuro y los 12 puntos de atención arriba señalados. Reconozca el buen trabajo y sea exigente con los ejes de mejora. Los mejores jefes son los que nos ayudan a mejorar. Porque significa que aprecian lo que hacemos.
  2. Sea transparente. Absolutamente transparente. Eso si, no significa traicionar la confidencialidad. Cada estamento y departamento tiene su “ancho de entendimiento “ por lo que explique cómo van las cosas, los planes , los problemas a cada uno para que sea comprendido de la forma más objetiva posible.
  3. Establezca un Modelo de Gestión. Aunque sean una plantilla “pequeña” en la empresa. Establezca un modelo de reuniones, de reglas de equipo, de toma de decisiones y de evaluación de competencias. Créame, esto no requiere ni miles de horas ni consultoría de miles de euros de factura.
  4. Entrene y haga mejorar – mejor en externo si en el negocio no hay expertos – las habilidades “blandas”, las destrezas personales ANTES de las que conciernen al puesto. Esto es chocante, lo sé, y precisamente es lo que va a generarle ventaja competitiva. Primero el quién y luego el qué.

Yo trabajo sobre la fórmula de las 3C. una manera de entrenar habilidades para generar más conexión con los equipos y uno mismo. Generar más capacidad de estar centrad@ en la tarea y generar compromiso ante el cambio y la incertidumbre. Esta manera de mejorar contrastada genera cambios veloces en las barreras personales que los mandos tenemos, en mejorar la perspectiva y las habilidades de relación con otros. Así como también una nueva mirada a la estrategia de la organización.

Por cierto si quiere profundizar en este tema puede visitar estos links:

Vídeo:

EL MIRADOR 5 ABRIL 2018

Los gerentes inteligentes plantean mejoras en sus equipos, los fieles de Bilbao viven su pasión más intensa y los padres coherentes dan ejemplo a sus hijos con el uso razonable de las nuevas tecnologías y les vigilan sin controlar en sus ciberocios.

Geplaatst door El Mirador 2.0 op vrijdag 6 april 2018

 

Artículos:

8 impulsores del desempeño de un equipo

Principios y fundamentos de management

 

Etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies.
OK | Más información